Beneficios del yoga para niños con necesidades especiales

yoga para personas enfermas

El yoga es cada vez más popular, no solo para los adultos sino también para los niños. Tal vez es más importante para los niños con necesidades especiales, ya que este tipo de terapia puede utilizarse como una terapia alternativa.

El yoga puede ayudar a aumentar la concentración, la flexibilidad y la fuerza. También puede desarrollar la coordinación y reducir el estrés y la ansiedad, así que no podemos olvidar el valor que el yoga puede tener para ayudar a un niño a ser más consciente de su cuerpo.

Beneficios del yoga para niños con necesidades especiales

beneficios yoga

Hay muchos beneficios del yoga para niños con necesidades especiales y es importante considerarlos todos antes de decidir si el yoga es el adecuado para el niño. Reconocemos que tu hijo puede no ser capaz de participar en el yoga en base a su condición actual, pero para aquellos que son capaces de probar, puede ser muy útil. Es importante resaltar que antes de comenzar cualquier ejercicio con tu hijo, debes consultar con un profesional médico con respecto a la salud y capacidad de tu hijo.

Un aumento de la flexibilidad y fuerza muscular

aumento de la flexibilidad

El primer y más evidente beneficio del yoga es el aumento de la flexibilidad y la fuerza muscular, ya que los niños con necesidades especiales a menudo tienen tensión y tono muscular rígido y el yoga puede abordar esto.

El estiramiento del cuerpo puede ayudar al niño a deshacerse de la tensión, mientras que la realización de las poses aumentará la fuerza para aquellos capaces de practicar con regularidad. Sin embargo, estas mejoras no ocurrirán después de la primera práctica y se necesitarán muchas prácticas y tiempo para ver mejoras. Como resultado, es importante que tanto tú como tu hijo no os desaniméis inmediatamente.

El beneficio menos obvio es el aumento de la concentración, pero mientras que éste tomará tiempo para desarrollarse, con el tiempo puede ser muy notable. La combinación de técnicas de respiración y poses ayuda a los niños a despejar sus mentes ya concentrarse en la actividad. Con el tiempo, los niños sin ciertos límites pueden ser capaces de transferir esa concentración de aprendizaje a otras cosas como la escuela.

Los niños pueden desarrollar la coordinación

El yoga se compone de movimientos que interactúan y estas se encuentran a menudo dentro y fuera de las mismas actitudes. Esta interacción y repetición puede ayudar a los niños a desarrollar su coordinación, ya que los niños pueden obtener una mejor comprensión de cómo dominar sus propios movimientos, importante porque puede dar a los niños más confianza.

Desarrollar la coordinación tomará tiempo al igual que los otros beneficios, por lo que es importante permanecer fiel a las prácticas.

El yoga también puede reducir el estrés y la ansiedad de un niño

disfrutar de los beneficios de la terapia

Los niños con necesidades especiales pueden experimentar más ansiedad que otros niños y esta es una forma de ayudar a disminuirla.

Hay un montón de ejercicios de respiración que vienen con yoga y se puede hacer de forma independiente o dentro de poses, cuando un niño aprende cómo usar estas técnicas, pueden aplicarlo cuando se siente ansioso y por lo tanto lo convierten en un mecanismo de afrontamiento.

Esto es muy útil, no sólo en la infancia, sino también en la edad adulta. Un niño tendrá que practicar yoga regularmente para desarrollar las técnicas de respiración, pero una vez dominado, puede ayudar a reducir el estrés y la ansiedad.

El aumento de la conciencia del cuerpo reúne todos los beneficios

Este beneficio funciona combinando los beneficios discutidos anteriormente, ya que un niño que practica yoga con regularidad puede entender mejor a su cuerpo.

Los niños no sólo tendrán la oportunidad de aprender acerca de diferentes partes del cuerpo, sino que también podrán desarrollar una comprensión de cómo funciona su propio cuerpo. Pueden empezar a darse cuenta de lo que se siente el estiramiento para ellos y cómo relajar completamente sus cuerpos. Salvo ciertas limitaciones, podrán utilizar las técnicas de respiración para llenar completamente su pecho y pulmones y entender lo que significa realmente respirar profundamente.

El gran beneficio de aumentar la conciencia del cuerpo puede ayudar a un niño realmente a entender su cuerpo y saber cómo pueden adaptarse a ella.

El yoga puede aumentar la concentración al tiempo que disminuye el estrés y la ansiedad. El yoga también les permite a los niños desarrollar la conciencia del cuerpo y comprender realmente cómo funciona. Una vez que el niño conoce su cuerpo, puede empezar a centrarse en las áreas de mejora o saber qué es lo mejor para su cuerpo. Dejar a un niño acercarse a los maravillosos beneficios del yoga podría convertirse en una parte general de la terapia.

Yoga en personas especiales

Los beneficios del yoga es una disciplina que relaciona el cuerpo, alma y mente para lograr el bienestar mental, espiritual y físico y se recomienda para personas con diversidad funcional y necesidades especiales porque mejora la respiración y nos permite tomar más conciencia del propio cuerpo.

El yoga es una práctica milenaria que fue originada en la India y son múltiples los beneficios que ofrece esta actividad a las personas que lo practican, entre ellas ganar flexibilidad, tonificar el cuerpo, bajar los niveles de estrés, mejorar la postura, entre otros. Estas aportaciones son especialmente beneficiosas para las personas que poseen alguna diversidad funcional y que tienen necesidades especiales ya que la práctica de un yoga adaptado permite tomar conciencia del cuerpo mediante la meditación, respirar adecuadamente, la relajación y la tonificación de los músculos.

En las sesiones de yoga suelen haber dos ámbitos de intervención, está el yoga para personas con necesidades especiales y el yoga para personas que poseen diversidad funcional, como lo son el síndrome de Down, daños cerebrales, microcefalia o trastorno del espectro autista. A través de distintas fases del yoga se va a trabajar el desarrollo de los cinco movimientos principales de la columna vertebral en función a las posibilidades que tenga cada persona.

En la fase de iniciación se puede trabajar con algunos colectivos determinados como es el síndrome de Down, algunos casos de daños cerebrales y niños con déficit de atención y en los casos de niños con autismo, algunas patologías cromosómicas o daños cerebrales se pueden trabajar de forma inductiva e interactiva, esto significa que el terapeuta induce la postura por el movimiento del cuerpo.

A través de esto se pretende abrir las fascias, porque estos movimientos crean espacio para la respiración, tonifican la musculatura y destensan los músculos atrofiados.

Los objetivos del yoga

terpaia de yoga para niños especiales

El objetivo principal del yoga es reconectar a la persona con su cuerpo y esto puede tener muy buenos aportes en el autismo, ya que las personas que lo poseen se encuentran desconectados del entorno y cuando se conectan con el cuerpo son capaces de gestionar las emociones, se encuentran más tranquilos y más cómodos.

Igualmente gracias a los ejercicios de yoga las personas que tienen daños cerebrales tienen otra experiencia sensomotriz al momento de prestarle atención a las diferentes partes del cuerpo. En los casos de niños con síndrome de Down, la práctica de yoga ayuda al momento de respirar por lo que se van a mejorar los problemas respiratorios y digestivos ya que a veces están ocasionados por la falta de oxigenación.

El yoga puede mejorar la protrusión de la lengua mediante la respiración por la nariz. Se utilizan técnicas asanas que aportan flexibilidad, equilibrio y firmeza, también el pranayama que es el control de la reparación, el yoga nidra que es el arte de la relajación, el dhyana que es la concentración y los mantras que trabajan con sonidos.

AUTORA: Lurdes Sarmiento redactora y traductora en la gran familia de hermandadblanca.org

Yoga para niños con autismo

beneficios del yoga

El yoga está creciendo en popularidad en todo el mundo como una terapia complementaria para los niños con necesidades especiales y autismo, con el aumento del número de escuelas y padres que participan en programas que están surgiendo en todo el mundo, además de los beneficios que están generalmente asociados con el yoga, los niños autistas también experimentan una reducción de dolor, la agresión, la ansiedad, los comportamientos obsesivos y las actividades de estimulación. Aparte de que los niños también están teniendo más éxito haciendo nuevos amigos y regulando las emociones.

El yoga para niños con necesidades especiales

terapia niños especiales

El yoga está creciendo en popularidad como terapia complementaria para niños con necesidades especiales y autismo y Louise Goldberg, la famosa autora del libro que se titula “Terapia de Yoga para para Niños con Autismo y Necesidades Especiales”, también tiene experiencia de primera mano al presenciar los enormes beneficios de los niños en la experiencia del espectro autista al practicar yoga. En 1981, Goldberg y una compañera fueron invitados a enseñar una clase de demostración para maestros en un hospital residencial para niños con trastornos emocionales y de conducta severa.

Decía que ambos eran profesores de yoga bastante nuevos, pero ver a los niños muchos de los cuales estaban extremadamente ansiosos, separados del resto o enfadados, fue una revelación. Les sorprendió la forma en que el yoga fue eficaz con estos niños y cuánto lo disfrutaron.

Los niños que tienen autismo suelen tener experiencias sensoriales muy diferentes de otras personas y estas respuestas a menudo hacen que sus cuerpos se queden atrapados en modo de lucha o congelación que desvían la sangre de los órganos digestivos hacia los músculos esqueléticos. Esto produce una digestión interrumpida, aumento de la frecuencia cardiaca y respiración superficial y todo esto provoca ansiedad.

Goldberg explica que tuvo un estudiante, un niño pequeño que estaba muy ansioso por si el autobús escolar llegaba tarde. Su madre lo llevaba a la escuela todos los días y un día lo vio acostado en el asiento trasero del coche y ella le preguntó si estaba enfermo, a lo que él respondió que no, que estaba relajado. La madre dijo que nunca lo había visto tan tranquilo y todo fue por el shavasana, ya que practicando shavasana, fue capaz de auto-regular y calmar sus emociones.

El yoga ayuda a los niños que sufren de autismo

niños autistas

Los educadores de autismo a menudo destacan la importancia de las prácticas de visualización, por lo que Goldberg diseñó el programa Stop and Relax, que utiliza más de 50 tarjetas de referencia para ayudar a los niños a visualizar la pose que se supone que deben toman y a través de esta visualización, son capaces de imitar y modelar con éxito acciones y posturas físicas que no hubieran podido previamente.

El especialista explica que algunos de los niños no hablan, no tienen lenguaje, pero pueden mirar una tarjeta visual y responder. Algunos niños también tienen dificultad para participar, incluso si pueden lograr oraciones fluidas y pueden realizar la planificación motora. Sin embargo, no tienen el tipo de habilidades de planeación motriz como ir del punto A al punto B al punto C, pero al ver la señal visual, de alguna manera desencadena algo en su cerebro y pueden reproducirlo.

Cuando Goldberg comenzó a impartir clases de yoga especializadas, recibió cierta resistencia de los padres y las escuelas, ya que algunas personas no se sentían cómodas con la palabra yoga“.

Este programa se puede aplicar a todos los niños y niñas de todas las edades, porque es otra forma de movimiento que implica el ejercicio, la atención y la respiración. Goldberg le colocó el nombre de relajación curativa y tomó posturas de yoga y las aplicó a los retos que los niños tienen en la escuela como en la vida cotidiana, este es un programa que se puede practicar con los niños de todas las edades porque es una forma de movimiento.

La idea es que cuando estamos impartiendo la clase de yoga, no debemos usar nombres sánscritos, es decir, no lo llamamos la postura de oración, lo llamamos la pose del árbol, como viparita shalabhasana, que es la pose de Superman. Goldberg cree que los niños se benefician de la práctica del yoga en las clases de la escuela. Dice con una sonrisa que hace diez años, cuando estaba enseñando en una escuela, tuvo la oportunidad de entrar en todas las clases que tenían un niño con autismo y enseñó a todo el grupo a disfrutar de los beneficios del yoga.

Los niños necesitan pausas cada 15 minutos

Si se supera ese tiempo, no se produce ningún aprendizaje, lo que conduce a la frustración de los niños y de la persona que imparte la terapia.

Goldberg está de acuerdo y cree que el yoga proporciona el antídoto perfecto, con sólo mantener una pose por un minuto, mientras se está sentado o de pie junto al escritorio y el aprendizaje puede continuar sin que los profesores tengan que disciplinar a los niños para el resto de la lección.

 

AUTORA: Lurdes Sarmiento redactora en la gran familia de hermandadblanca.org

TRADUCCIÓN: Lurdes Sarmiento

El Yoga para los niños especiales: tipología y aplicación práctica.

20170323 gonzevagonz23596 id123881 yoga - hermandadblanca.org

Antes de abordar un tema tan importante cómo es el beneficio que la práctica del Yoga aporta a los niños con necesidades especiales, debemos hacernos una pregunta básica:

¿Qué es el Yoga?

El Yoga es un sistema científico de prácticas físicas y mentales que se originó en la India hace más de tres mil años. Su propósito es ayudar a cada uno de nosotros a alcanzar nuestro potencial más elevado y duradero para experimentar la salud y la felicidad. Con el Yoga, podemos mejorar nuestra salud y ampliar nuestros años productivos mucho más allá de lo que establece la norma y, al mismo tiempo, mejorar la calidad de nuestras vidas. Una de las ramas del Yoga que constituye el foco principal del trabajo con niños se llama Hatha Yoga (tipo de Yoga conocido por su práctica de Ásanas o posturas corporales, que aportan a los músculos firmeza y elasticidad. Fue creado en el siglo XV o XVI por el yogui Suatmarama, basado en los ágamas tántricos). El Hatha Yoga comienza por el trabajo con el cuerpo en un nivel estructural, ayudando a alinear las vértebras, aumentar la flexibilidad y fortalecer los músculos y el tejido conectivo. Al mismo tiempo, los órganos internos son tonificados y rejuvenecidos; los sistemas epidérmico, digestivo, linfático, cardiovascular y pulmonar son purificados de toxinas y desechos; los sistemas nervioso y endocrino están equilibrados y tonificados; y las células cerebrales se nutren y estimulan. El resultado final es un aumento de la claridad mental, la estabilidad emocional, y una mayor sensación de bienestar general. Debido a que el Yoga trabaja en muchos niveles diferentes, tiene un gran potencial como tratamiento efectivo para enfermedades y condiciones crónicas que no responden bien a los métodos de tratamiento convencionales. Por esta razón, los niños con síndrome de Down y otras discapacidades del desarrollo que practican Yoga, a menudo sorprenden a sus padres y profesores, con un rápido dominio del sistema motor básico, comunicativo, y habilidades cognitivas.

La misma rutina del Yoga puede ayudar a los niños con problemas de aprendizaje a desarrollar una mayor concentración, equilibrio y serenidad en su vida diaria. Todo el mundo gana un cierto nivel de beneficio. Los únicos requisitos son la instrucción adecuada y la práctica regular.

Es importante recordar que el Yoga no es sólo una sesión de ejercicios de calistenia en cámara lenta o una rutina de ejercicios superficial. Cualquiera que lo practique correctamente, pronto comienza a apreciar la profundidad y amplitud de sus beneficios. Por esta razón, se recomienda que los padres de los niños especiales se inscriban en una clase de adultos; entonces podrán sentir los efectos del Yoga por sí mismos.

Tras una serie de lecciones, podrán experimentar algunos de los siguientes beneficios: la relajación y ablandamiento de las tensiones y bloqueos internos profundos, una sensación de cuerpo-mente en equilibrio, y una sensación de flotabilidad energética que puede sostenernos a través de los días más difíciles. Se recomienda a los estudiantes no forzarse u obligarse a sí mismos. El Yoga no es un concurso o una “solución rápida“. Como la historia proverbial de la tortuga y la liebre, el Yoga favorece la quietud y la constancia por encima de manifestaciones teatrales y logros superficiales. No requiere que nos transformamos de la noche a la mañana en algo que está más allá de nuestra capacidad. El Yoga comienza por aceptar nuestras limitaciones, sean las que sean, y trabajando con esa auto-aceptación como base. En nuestra práctica diaria, poco a poco aprenderemos a trascender nuestras limitaciones, una por una, y de esta manera, será posible un progreso real y duradero.

Las Cinco extremidades del Árbol del Yoga

Para el trabajo con niños, podemos dividir el Yoga en cinco áreas básicas:

(1) Asanas o posturas corporales.

(2) Pranayama o ejercicios de respiración,

(3) Practicas de limpieza.

(4) Música y Terapia de sonido.

(5) Relajación profunda.

– Asanas significa literalmente “postura” o “pose“.

De acuerdo con los textos antiguos, una Asana es “una postura particular del cuerpo, que es a la vez estable y cómoda“. Algunos expertos llaman a estas posturas “psicofísicas“, ya que forman la base del trabajo de integración mente-cuerpo en el Yoga. Hay más de un centenar de poses clásicas, con distintas variaciones, y se pueden subdividir en dos categorías: activa y pasiva.

La categoría activa tonifica los músculos y terminaciones nerviosas, beneficia a los órganos y glándulas endocrinas, y activa las células del cerebro. La categoría pasiva se emplea principalmente en las prácticas de meditación, relajación y Pranayama.

El conjunto completo de Asanas de Yoga abarca toda la anatomía humana, literalmente, desde la parte superior de la cabeza hasta la punta de los dedos del pie. Su práctica regular, ayuda a corregir las irregularidades posturales y sistémicas, y a mantener toda la fisiología en condiciones óptimas. El mayor beneficio de la práctica de Asanas viene al aprender a relajarse en una pose determinada. Contrariamente a lo que a la mayoría de nosotros nos han enseñado, los resultados reales de relajación se dan en un estado de profunda concentración, en el que la mente está totalmente centrada en un solo objeto. Durante la práctica de Asanas, el objeto de concentración es el cuerpo.

El estudiante centra su mente en las respiraciones entrantes y salientes, la flexión y la extensión constantes de los diferentes grupos musculares, u otras sensaciones corporales. Lo ideal sería que este enfoque hacia el interior se mantuviera durante toda la clase de Yoga.

– Pranayama es la ciencia de la respiración adecuada. La respiración es la principal fuente de alimento para todas las células del cuerpo. Podemos vivir sin alimentos durante semanas, sin agua durante días, pero sin oxígeno sólo duraríamos unos pocos minutos. Cómo promedio, una persona utiliza sólo alrededor de una séptima parte de su capacidad pulmonar total. Al aprender a aumentar esta capacidad con la respiración abdominal profunda, además de las prácticas de Pranayama específicas, podemos aumentar el flujo de energía vital a diversos órganos de nuestro cuerpo, construir nuestra inmunidad a la enfermedad, y superar muchas dolencias físicas. La forma en que respiramos también tiene un profundo efecto sobre el sistema nervioso. Nuestras células cerebrales utilizan tres veces más oxígeno que otras células del cuerpo. Mediante la regulación de la respiración se aumenta la oxigenación de las células del cerebro, que ayudan a fortalecer y revitalizar los sistemas nerviosos voluntarios y autónomos. Cuando se practica constantemente el Pranayama, también tiene un potente efecto estabilizador en la mente y las emociones. Al comienzo de cada clase de Yoga, se pueden emplear varias prácticas de Pranayama con el fin de preparar a los estudiantes para las Asanas que siguen. Pranayama y Asanas trabajan mano a mano para equilibrar e integrar las diferentes funciones fisiológicas y para ayudar a disolver los bloqueos emocionales y patrones de hábitos negativos que pueden obstruir el flujo de la energía vital en el cuerpo.

– La purificación (prácticas de limpieza) incluyen: una práctica de Pranayama para eliminar el exceso de flema y mucosidad de las vías respiratorias; un ejercicio de ojos; y una técnica especial para aislar y rodar los músculos abdominales. Si se realiza correctamente, esta última técnica proporciona un poderoso auto-masaje a los órganos del abdomen, lo que mejora la digestión y el alivio del estreñimiento.

– La música y la terapia de sonido usa ritmo y melodía, combinado con movimientos de las manos y combinaciones de sonidos, para desarrollar la concentración, la coordinación de la respiración, habilidades de comunicación y de motor, así como la apreciación de los elementos esenciales de tono y armonía. Además, los estudios han demostrado que la repetición de ciertos patrones de sonido puede producir un efecto calmante y curativo sobre el sistema nervioso y la psique.

El concepto de terapia de sonido es tan antiguo y natural como el canto de los pájaros, el repiqueteo de una lluvia de verano, o los ritmos internos de nuestro propio latido del corazón y la respiración. Mediante la combinación de las técnicas de terapia de sonido con las prácticas tradicionales del Yoga, tales como el canto y entonación, es posible crear un entorno de aprendizaje ideal para todos los niveles de practicantes de Yoga.

– La relajación profunda es tradicionalmente la conclusión y culminación de cada sesión de Yoga. Durante 10 – 20 minutos de completo silencio e inmovilidad, la relajación profunda permite que el cuerpo absorba todos los beneficios de las Asanas, Pranayama y prácticas de limpieza anteriores.

Cuando se trabaja con bebés y niños pequeños, la música suave se combina con el masaje de los pies y la nuca del cuello para ayudar a inducir la relajación. Para niños y adultos, la relajación profunda comienza tumbándose sobre sus espaldas con las palmas hacia arriba y las piernas separadas de uno a dos pies de distancia.

Se usa música suave de fondo e iluminación tenue, mientras el instructor guía suavemente a los estudiantes a través del proceso de relajación, fomentando la liberación de la tensión física y el estrés mental centrando la atención en diversas partes del cuerpo. Las técnicas de visualización y meditación se utilizan en esta parte de la práctica, ya que los estudiantes dirigen sus mentes a los puntos de tensión y a las zonas de bloqueo en sus cuerpos. Esto es seguido por un corto período de relajación no estructurado, incluyendo la meditación en la entrada y salida del flujo de la respiración, y la práctica de la conciencia pura, sin ser molestado por distracciones del cuerpo físico. En la vida, hay que aprender a relajarse después de un período de actividad. La gente pasa aproximadamente un tercio de su tiempo durmiendo, tratando de recuperar la energía y vitalidad que gastan durante el día. Por desgracia, muchos de ellos nunca logran este objetivo porque no han aprendido lo esencial de la relajación. Las prácticas de relajación en el Yoga son diferentes al sueño, pero sus beneficios son similares, y los principios de la relajación profunda se pueden aplicar con la misma eficacia en nuestras horas de sueño, y en nuestros momentos de vigilia. Cuando se hace correctamente, la relajación profunda puede convertirse en una poderosa práctica de meditación que ayuda a anclar y estabilizar la conciencia de la mente en un mar de profunda paz y tranquilidad.

20170323 gonzevagonz23596 id123881 yoga ninos padres - El Yoga para los niños especiales: tipología y aplicación práctica. - hermandadblanca.org

Parálisis Cerebral

La parálisis cerebral es un trastorno causado por un daño en las áreas motoras del cerebro, lo que afecta al tono muscular y a la capacidad de controlar el movimiento y la postura. En la mayoría de los casos, el inicio se produce durante el embarazo o en el parto. En otros casos, infecciones tales como meningitis o lesión postraumática del cerebro pueden derivar en parálisis cerebral.

Hay tres tipos de trastornos del movimiento asociados con la parálisis cerebral:

Parálisis cerebral espástica: dónde los músculos están tensos, se contraen, y son resistentes a los movimientos. Ésta es la forma más común de parálisis cerebral, especialmente al nacer con bajo peso o prematuros.

Parálisis cerebral atetoide: dónde las partes afectadas del cuerpo realizan movimientos de retorcimiento involuntarios, tales como girarse, torcerse, muecas faciales, y babeo. Ésta forma de parálisis cerebral en general, implica un daño sólo a los centros motores, no a otras partes del cerebro. En el pasado, los “extraños” y “antinaturales” movimientos, fueron diagnosticados como signos de perturbación mental o emocional.

Parálisis cerebral atáxica: dónde la característica principal es la falta de equilibrio y coordinación y una alteración de la percepción de profundidad, debido a daños en el cerebelo. La ataxia implica dificultades para mantener el equilibrio y balanceos al estar de pie. A veces varias áreas del cerebro están involucradas, por lo que la descripción de la condición de un niño en particular pueden implicar varios de los términos y síntomas anteriores. Además, la gravedad de la discapacidad varía de un niño a otro, y va desde la incomodidad leve a la incapacidad para caminar. Otras condiciones asociadas con la parálisis cerebral pueden incluir convulsiones, ADHD, problemas de aprendizaje, problemas de visión y problemas del habla. La práctica de posturas de Yoga (Asanas), seguido de relajación profunda, puede ayudar a reducir significativamente el tono muscular alto, lo cual es característico de la mayoría de los niños con parálisis cerebral. La práctica de una Asana da a los músculos y los tendones un punto de relajación, liberando el estrés general y la tensión a lo largo de la musculatura y alrededor de las articulaciones. Al mismo tiempo que las Asanas relajan el cuerpo, también proporcionan cierta resistencia para ejercitar las áreas del cuerpo con un bajo tono muscular. De esta manera los Asanas en realidad mejoran tanto los problemas de alto cómo de bajo tono muscular en los niños con parálisis cerebral. Quizás el aspecto más importante de la práctica de Asanas para niños con parálisis cerebral, es su capacidad para estirar y alinear la columna vertebral. Las Asanas flexionan y tuercen la columna vertebral en todas las direcciones. Esta serie de estiramientos y contracciones científicamente diseñada, ayuda a crear más espacio entre las vértebras y reducir la presión sobre los discos y los nervios que irradian hacia fuera de la columna vertebral. La reducción de la presión sobre los nervios radiales facilita la liberación de la tensión muscular de todo el cuerpo y mejora la función nerviosa general. Como resultado, el niño es capaz de desarrollar un mayor rango de movimiento y coordinación, así como una mayor independencia.

Síndrome de Down

Síndrome de Down es una discapacidad congénita con una incidencia global de uno de cada 700 nacimientos. La incidencia del síndrome de Down en los niños nacidos de madres de 25 años de edad, es de aproximadamente 1 cada 1200; el riesgo aumenta aproximadamente a 1 de cada 350 para madres de 35 años de edad y a 1 de cada 120 para mujeres mayores de 40 años. La anomalía cromosómica implicada en la mayoría de los casos de síndrome de Down es la trisomía 21. Como resultado, la persona afectada tiene 47 cromosomas en todas las células del cuerpo, en lugar de los 46 normales. Las personas con síndrome de Down son más bajas que el promedio, con extremidades truncadas. Algunas otras características comunes del síndrome de Down incluyen un pliegue de la piel epicántico que se extiende desde el párpado sobre el canto interno del ojo, estrabismo (ojos cruzados) e hipotonía (bajo tono muscular). El desarrollo motor es lento; y en vez de caminar a los 12 a 14 meses, como lo hacen la mayoría de los niños, los niños con síndrome de Down suelen aprender a caminar entre los 15 y 36 meses. El lenguaje y el desarrollo cognitivo también se retrasan significativamente. La mayoría de los niños con síndrome de Down están en el rango de leve a moderado de retraso mental. Además de estos retrasos, los niños con síndrome de Down también son susceptibles a ciertos problemas médicos, incluyendo: defectos congénitos del corazón; aumento de la susceptibilidad a la infección; problemas respiratorios; tractos digestivos obstruidos y leucemia infantil. Las posturas de Yoga (Asanas) ayudan a estirar, tonificar y fortalecer todo el cuerpo. Asanas también beneficia a los órganos internos y ayuda a equilibrar y revitalizar las glándulas endocrinas. Por esta razón, los niños con síndrome de Down que practican Yoga se mantienen delgados y flexibles, mientras que los que no practican Yoga tienden a aumentar de peso a medida que envejecen. En conjunto, con los ejercicios de respiración yóguica, que tienen un efecto beneficioso sobre el sistema nervioso central, las Asanas facilitan el desarrollo de la conciencia corporal, la concentración y la memoria – habilidades vitales para cualquier niño con una discapacidad del desarrollo.

Autismo: Trastorno del Espectro

El autismo es un trastorno del desarrollo que aparece típicamente durante los tres primeros años de vida. Este trastorno hace que sea difícil para los niños el comunicarse de modo verbal y no verbal, interactuar socialmente con los demás y relacionarse con el mundo exterior. Muchos niños con autismo, sin embargo, también presentan notables capacidades en las áreas de arte, la música y las matemáticas. El autismo era un trastorno poco común, que ocurría aproximadamente a uno de cada 1.500 niños. Sin embargo, desde finales de la década de 1980, la tasa de autismo ha aumentado considerablemente en los EE.UU. y otros países. Ahora la tasa de autismo ha subido a uno en 100. Durante décadas, la mayoría de los psiquiatras consideraron el autismo como un trastorno psicológico. En la actualidad se reconoce generalmente que el autismo es causado por factores biológicos, pero hay poco acuerdo sobre qué factores son los más importantes, y exactamente cómo causan el autismo. A diferencia de otros trastornos, el autismo no se define por su causa, sino por sus síntomas, que pueden incluir, conductas repetitivas sin propósito, tales como sacudir las manos, mecerse o abrir y cerrar puertas. Las habilidades del lenguaje se desarrollan lentamente o nada en absoluto, el significado de las palabras es a menudo ignorado y se utilizan gestos en lugar de palabras. Algunos individuos con autismo pueden mostrar un comportamiento agresivo y resistencia o tendencias autolesivas ante el cambio en la rutina. Otros pueden en apariencia, carecer de sentido común, tener rabietas sin razón aparente u obsesionarse con una idea, objeto o persona. Los niños con autismo también pueden experimentar sensibilidad ante ciertas visiones, sonidos, tactos, olores y sabores, y tener fuertes reacciones a ellos. Aunque el autismo se define por un cierto conjunto de comportamientos, los niños y los adultos pueden presentar muchas combinaciones diferentes de estos comportamientos, en cualquier grado de severidad. Dos niños, ambos con el mismo diagnóstico, pueden actuar de manera muy diferente y tener diferentes aptitudes.

El primer paso en la enseñanza de Yoga a un estudiante con autismo es establecer un fuerte vínculo con el niño. Para ello, el profesor de Yoga tendrá que entrar en el mundo dónde vive el niño – para comunicarse con el niño en su propio nivel, por así decirlo. Sólo entonces el maestro será capaz de obtener la plena confianza del niño. Masaje, música, danza, rimas e historias son algunas de las diferentes técnicas que el profesor puede utilizar para conectar con el niño. Cuando el alumno y el profesor desarrollen gradualmente una base de confianza mutua y de amistad, el maestro de Yoga puede introducir algunas de las posturas de Yoga (Asanas) y ejercicios de respiración (Pranayama) que ayudarán a salir al niño con autismo de su concha y entrar en el mundo de la interacción social. Después de que el alumno se familiarice con estas posturas de introducción, el profesor de Yoga puede añadir progresivamente más Asanas a la rutina, así como técnicas de relajación profunda. La combinación de Asanas, Pranayama y relajación profunda fortalecerán el sistema nervioso del niño, aumentarán la salud en general y facilitarán el desarrollo de la conciencia corporal y la concentración. Mediante el establecimiento fisiológico óptimo y la integridad psicológica, la terapia de Yoga ayuda a los niños con autismo a ganar nuevas habilidades motoras, de comunicación y sociales. El resultado final es una mejora general en su calidad de vida.

ADD (Attention Deficit Disorder) Trastorno de Déficit de Atención

Trastorno del comportamiento, definido formalmente como una deficiencia significativa en la atención adecuada a la edad, el control de impulsos y el comportamiento gobernado por reglas, que se manifiesta en la primera infancia. Los comportamientos asociados incluyen: dificultad para seguir instrucciones; hablar o actuar antes de que se piensa; pobres habilidades de organización; inquietud; impaciencia; olvido; baja autoestima; y, en el caso de los niños con ADHD, hiperactividad.

Algunos expertos creen que el trastorno por déficit de atención es causado por un desequilibrio químico en el cerebro, pero no hay pruebas documentadas de que éste sea realmente el caso. La incidencia del trastorno de déficit de atención varía de 3 a 15 por ciento de la población en edad escolar, dependiendo de la severidad del diagnóstico. A veces se hace referencia a él como ADD o ADD / WO (trastorno por déficit de atención sin hiperactividad).

Los niños con este trastorno generalmente no se desempeñan bien en la escuela, aunque la mayoría de ellos se encuentran en el promedio o por encima de la media de inteligencia. Dado que la respiración está íntimamente ligada a las emociones, la enseñanza de ejercicios de respiración yóguica (Pranayama) es una forma ideal para empezar a trabajar con niños que tienen trastorno por déficit de atención. Sin embargo, es importante que el maestro de Yoga encuentre primero una forma de crear un fuerte vínculo con el niño, con el fin de ganar la confianza y la atención del niño. Después los ejercicios progresarán más rápidamente. Además de su efecto positivo sobre las emociones, la Pranayama estimula áreas vitales del cerebro y del sistema nervioso central. Al combinar Pranayama con posturas de Yoga (Asanas) y técnicas de relajación profunda, los beneficios se incrementan considerablemente. Con la práctica regular del Yoga, los niños con trastorno de déficit de atención desarrollan una mayor conciencia del cuerpo, equilibrio emocional y concentración – el aumento de su capacidad para el trabajo escolar y el juego creativo. A medida que mejora el rendimiento general, también lo hace su autoestima.

ADHD (Attention Deficit Hyperactivity Disorder) o Trastorno de Hiperactividad con Déficit de atención

Trastorno del comportamiento definido formalmente como una deficiencia significativa en la atención adecuada a la edad, el control de impulsos y el comportamiento gobernado por reglas, que se manifiesta en la primera infancia. Los comportamientos asociados son: hiperactividad; hablar o actuar antes de que se piensa; dificultad para seguir instrucciones; habilidades de organización pobres; inquietud; impaciencia; olvido; baja autoestima; y habilidades sociales. Los niños con ADHD tienen dificultades para ralentizar, incluso cuando quieren; a menudo son tan apresurados que parecen torpes y descoordinados. Algunos expertos creen que el ADHD es causado por un desequilibrio químico en el cerebro, pero no hay pruebas documentadas de que éste es realmente el caso. La incidencia de ADHD varía del 3 al 15 por ciento de la población en edad escolar, dependiendo de la severidad del diagnóstico. A veces se refiere como ADD / WH o “disfunción cerebral mínima“. Los niños con ADHD generalmente no se desempeñan bien en la escuela, aunque la mayoría de ellos se encuentra en el promedio o por encima de la media de inteligencia. En la actualidad, más de cuatro millones de niños en los EE.UU. han sido diagnosticados con ADD / ADHD. Hay muchos factores que contribuyen a este trastorno de la conducta: violencia en la televisión; nutrición pobre; el uso prenatal de drogas por los padres; sobrecarga sensorial; contaminación; apiñamiento; y la ruptura de la estructura familiar.

El Yoga utiliza posturas físicas (Asanas), ejercicios (Pranayama) y las técnicas de relajación profunda para calmar y fortalecer el sistema nervioso central de la respiración. Ayuda a que los niños y adolescentes con ADHD se pongan en contacto con sus cuerpos de una manera relajada y no competitiva. También hay un lado espiritual en el Yoga que sumerge a sus practicantes en su propio silencio y conocimiento interno – algo que se está volviendo cada vez más difícil de experimentar con el ritmo frenético de la vida actual.

Los niños con ADHD, a menudo experimentan retrasos debido a su hiperactividad y distracción de aprendizaje. Los profesores de Yoga suelen encontrar más fácil de introducir la Pranayama y los Asanas a estos niños, antes de intentar enseñarles una rutina de todo el Yoga. Ésto ayudará a que se calmen lo suficiente para seguir las instrucciones. La respiración nasal alterna será especialmente beneficiosa para los niños con ADHD, debido a su capacidad para calmar la mente y equilibrar los hemisferios izquierdo y derecho del cerebro. Enseñar a estos niños técnicas de respiración adecuada, es un aspecto importante en la formación del Yoga. Una vez que el niño con ADHD es capaz de seguir instrucciones, el maestro de Yoga puede introducir gradualmente más Asanas y técnicas de relajación profunda en su rutina de Yoga.

20170323 gonzevagonz23596 id123881 yoga2 - El Yoga para los niños especiales: tipología y aplicación práctica. - hermandadblanca.org

Hasta aquí nuestra disertación sobre el Yoga y sus beneficios para niños con necesidades especiales. En sucesivos artículos, examinaremos con mayor profundidad cada uno de los casos concretos, y ofreceremos una serie de ejercicios para practicar en casa.

Espero que os haya resultado interesante, y sobre todo, útil.

AUTORA: Eva Villa, redactora y traductora en la gran familia hermandadblanca.org

FUENTE: “Yoga for the Special Child” de Sonia Sumar.

Beneficios del yoga para niños con necesidades especiales

yoga para personas enfermas

El yoga es cada vez más popular, no solo para los adultos sino también para los niños. Tal vez es más importante para los niños con necesidades especiales, ya que este tipo de terapia puede utilizarse como una terapia alternativa.

El yoga puede ayudar a aumentar la concentración, la flexibilidad y la fuerza. También puede desarrollar la coordinación y reducir el estrés y la ansiedad, así que no podemos olvidar el valor que el yoga puede tener para ayudar a un niño a ser más consciente de su cuerpo.

Beneficios del yoga para niños con necesidades especiales

beneficios yoga

Hay muchos beneficios del yoga para niños con necesidades especiales y es importante considerarlos todos antes de decidir si el yoga es el adecuado para el niño. Reconocemos que tu hijo puede no ser capaz de participar en el yoga en base a su condición actual, pero para aquellos que son capaces de probar, puede ser muy útil. Es importante resaltar que antes de comenzar cualquier ejercicio con tu hijo, debes consultar con un profesional médico con respecto a la salud y capacidad de tu hijo.

Un aumento de la flexibilidad y fuerza muscular

aumento de la flexibilidad

El primer y más evidente beneficio del yoga es el aumento de la flexibilidad y la fuerza muscular, ya que los niños con necesidades especiales a menudo tienen tensión y tono muscular rígido y el yoga puede abordar esto.

El estiramiento del cuerpo puede ayudar al niño a deshacerse de la tensión, mientras que la realización de las poses aumentará la fuerza para aquellos capaces de practicar con regularidad. Sin embargo, estas mejoras no ocurrirán después de la primera práctica y se necesitarán muchas prácticas y tiempo para ver mejoras. Como resultado, es importante que tanto tú como tu hijo no os desaniméis inmediatamente.

El beneficio menos obvio es el aumento de la concentración, pero mientras que éste tomará tiempo para desarrollarse, con el tiempo puede ser muy notable. La combinación de técnicas de respiración y poses ayuda a los niños a despejar sus mentes ya concentrarse en la actividad. Con el tiempo, los niños sin ciertos límites pueden ser capaces de transferir esa concentración de aprendizaje a otras cosas como la escuela.

Los niños pueden desarrollar la coordinación

El yoga se compone de movimientos que interactúan y estas se encuentran a menudo dentro y fuera de las mismas actitudes. Esta interacción y repetición puede ayudar a los niños a desarrollar su coordinación, ya que los niños pueden obtener una mejor comprensión de cómo dominar sus propios movimientos, importante porque puede dar a los niños más confianza.

Desarrollar la coordinación tomará tiempo al igual que los otros beneficios, por lo que es importante permanecer fiel a las prácticas.

El yoga también puede reducir el estrés y la ansiedad de un niño

disfrutar de los beneficios de la terapia

Los niños con necesidades especiales pueden experimentar más ansiedad que otros niños y esta es una forma de ayudar a disminuirla.

Hay un montón de ejercicios de respiración que vienen con yoga y se puede hacer de forma independiente o dentro de poses, cuando un niño aprende cómo usar estas técnicas, pueden aplicarlo cuando se siente ansioso y por lo tanto lo convierten en un mecanismo de afrontamiento.

Esto es muy útil, no sólo en la infancia, sino también en la edad adulta. Un niño tendrá que practicar yoga regularmente para desarrollar las técnicas de respiración, pero una vez dominado, puede ayudar a reducir el estrés y la ansiedad.

El aumento de la conciencia del cuerpo reúne todos los beneficios

Este beneficio funciona combinando los beneficios discutidos anteriormente, ya que un niño que practica yoga con regularidad puede entender mejor a su cuerpo.

Los niños no sólo tendrán la oportunidad de aprender acerca de diferentes partes del cuerpo, sino que también podrán desarrollar una comprensión de cómo funciona su propio cuerpo. Pueden empezar a darse cuenta de lo que se siente el estiramiento para ellos y cómo relajar completamente sus cuerpos. Salvo ciertas limitaciones, podrán utilizar las técnicas de respiración para llenar completamente su pecho y pulmones y entender lo que significa realmente respirar profundamente.

El gran beneficio de aumentar la conciencia del cuerpo puede ayudar a un niño realmente a entender su cuerpo y saber cómo pueden adaptarse a ella.

El yoga puede aumentar la concentración al tiempo que disminuye el estrés y la ansiedad. El yoga también les permite a los niños desarrollar la conciencia del cuerpo y comprender realmente cómo funciona. Una vez que el niño conoce su cuerpo, puede empezar a centrarse en las áreas de mejora o saber qué es lo mejor para su cuerpo. Dejar a un niño acercarse a los maravillosos beneficios del yoga podría convertirse en una parte general de la terapia.

Yoga en personas especiales

Los beneficios del yoga es una disciplina que relaciona el cuerpo, alma y mente para lograr el bienestar mental, espiritual y físico y se recomienda para personas con diversidad funcional y necesidades especiales porque mejora la respiración y nos permite tomar más conciencia del propio cuerpo.

EL yoga es una práctica milenaria que fue originada en la India y son múltiples los beneficios que ofrece esta actividad a las personas que lo practican, entre ellas ganar flexibilidad, tonificar el cuerpo, bajar los niveles de estrés, mejorar la postura, entre otros. Estas aportaciones son especialmente beneficiosas para las personas que poseen alguna diversidad funcional y que tienen necesidades especiales ya que la práctica de un yoga adaptado permite tomar conciencia del cuerpo mediante la meditación, respirar adecuadamente, la relajación y la tonificación de los músculos.

En las sesiones de yoga suelen haber dos ámbitos de intervención, está el yoga para personas con necesidades especiales y el yoga para personas que poseen diversidad funcional, como lo son el síndrome de Down, daños cerebrales, microcefalia o trastorno del espectro autista. A través de distintas fases del yoga se va a trabajar el desarrollo de los cinco movimientos principales de la columna vertebral en función a las posibilidades que tenga cada persona.

En la fase de iniciación se puede trabajar con algunos colectivos determinados como es el síndrome de Down, algunos casos de daños cerebrales y niños con déficit de atención y en los casos de niños con autismo, algunas patologías cromosómicas o daños cerebrales se pueden trabajar de forma inductiva e interactiva, esto significa que el terapeuta induce la postura por el movimiento del cuerpo.

A través de esto se pretende abrir las fascias, porque estos movimientos crean espacio para la respiración, tonifican la musculatura y destensan los músculos atrofiados.

Los objetivos del yoga

terpaia de yoga para niños especiales

El objetivo principal del yoga es reconectar a la persona con su cuerpo y esto puede tener muy buenos aportes en el autismo, ya que las personas que lo poseen se encuentran desconectados del entorno y cuando se conectan con el cuerpo son capaces de gestionar las emociones, se encuentran más tranquilos y más cómodos.

Igualmente gracias a los ejercicios de yoga las personas que tienen daños cerebrales tienen otra experiencia sensomotriz al momento de prestarle atención a las diferentes partes del cuerpo. En los casos de niños con síndrome de Down, la práctica de yoga ayuda al momento de respirar por lo que se van a mejorar los problemas respiratorios y digestivos ya que a veces están ocasionados por la falta de oxigenación.

El yoga puede mejorar la protrusión de la lengua mediante la respiración por la nariz. Se utilizan técnicas asanas que aportan flexibilidad, equilibrio y firmeza, también el pranayama que es el control de la reparación, el yoga nidra que es el arte de la relajación, el dhyana que es la concentración y los mantras que trabajan con sonidos.

AUTORA: Lurdes Sarmiento redactora en la gran familia de hermandadblanca.org

6 consejos para profesores de yoga con niños especiales

yoga para niños

En algún lugar de mi viaje para descubrir mi pasión y mis propósitos fui guiado y empujado a la terapia recreativa, la meditación, el yoga y las necesidades especiales.

Todo esto se convirtió en un bello entendimiento de que el yoga puede transformar las vidas de las personas con necesidades especiales y trabajar como un sistema de apoyo para los cuidadores que están a cargo de ellos.

A lo largo de este viaje, he aprendido algunas lecciones valiosas sobre la enseñanza del yoga para niños con necesidades especiales y estos son algunos de ellos:

Lecciones valiosas sobre el yoga para niños con necesidades especiales

  1. Planea tus clases de la misma forma en la que lo harías para los niños típicamente en desarrollo, pero dale un espacio a la flexibilidad.

A veces, lo que el diagnóstico de un individuo indica como limitaciones en el papel no aparece igual en un ambiente de yoga. Así que planifica tus clases como siempre, pero permanece abierto a cambios espontáneos, ten cierto tipo de adaptación en mente para cada pose y conoce a tus estudiantes dentro del contexto de tu clase. Haciendo esto le estas dando a los estudiantes los beneficios de una clase comprometida y dedicada.

yoga para pequeños

  1. 2. Conoce las limitaciones físicas de tus estudiantes. Mantente abierto a tener hijos en clase que requieran de asistencia física adicional, solo debes asegurarte de preguntar a los cuidadores que movimientos no deben hacer y que no es seguro. Si se te presenta un diagnostico especifico debes hacer algún tipo de investigación y estar preparado para saber que movimientos físicos el estudiante puede hacer y adaptar aquellos que no pueden hacer.
  2. Los accesorios y las imágenes son tus mejores amigos. La instrucción verbal no puede ser tan fácil de conseguir para algunos individuos, ya que o hablamos demasiado rápido o el tiempo para procesar se amplía.

Ellos te entienden, sólo necesitan una ayuda extra

yoga para mejorar

Por lo tanto, accesorios, fotos y demostraciones son muy útiles. Además debes considerar tener algunas imágenes y publicarlas para que todos la vean. Si se ha creado un tema para la clase ten impresa imágenes relevantes o accesorios físicos listos para que los estudiantes puedan tener interacciones táctiles a medida que se incorporan a la clase.

Además las tarjetas de storyboards son efectivas para el desarrollo de posturas de yoga y el desarrollo de temas de clase.

  1. Se testigo de los pequeños milagros. Es tan fácil caminar en un salón de clases y tener una expectativa de qué momentos quieres que tus estudiantes aprendan y desarrollen. Esta es una buena actitud para tener, pero recuerda que a veces los cambios pequeños y menores son los más bellos.

Una pequeña ganancia como prestarle atención dos minutos, probar una nueva pose o sonreír durante la clase puede parecer algo pequeño pero puede significar mucho para los cuidadores. Mantente positivo y confía en que estas teniendo un impacto positivo, ya que saber que estás haciendo una diferencia, incluso su esa diferencia no está totalmente clara.

  1. Idea información. Al final de cada serie o clase, asegúrate de preguntarles a los padres y participantes a la hora de recibir comentarios, así que deja que ellos sean tus maestros. Lo que escuchas puede ser exactamente lo que esperabas, pero más a menudo escuchas cosas que son incluso mejores. Debes seguir preguntando y ajustando y veras que las clases van a prosperar a medida que te conviertes en un trabajador más brillante.
  2. Nunca subestimes a tus estudiantes. Mantén la mentalidad de que cada uno de tus estudiantes es capaz de progresar, a veces es necesario ajustar lo que el progreso significa para ellos, mientras que otras veces te puedes sorprender.

AUTORA: Lurdes Sarmiento redactora en la gran familia de hermandadblanca.org

Yoga para Niños: Estrategias y Beneficios

La enseñanza del Yoga en los niños es una experiencia muy diferente a la enseñanza de adultos. Incluso puede resultar desalentador al principio, pero existen estrategias maravillosas para que las clases sean todo un éxito lleno de diversión.

Si tú eres el profesor de Yoga, lo mejor es que respires profundamente antes de entrar por primera vez en tu clase para niños. La exitosa escritora y profesora Susan Verde, autora del best-seller YO SOY YOGA dice:

Tiene que haber mucha conversación y juegos durante las clases. Como profesor, necesitas ser capaz de ir con el flujo del momento y cambiar las cosas en mitad de la sesión”. Ella sugiere tomarse un tiempo antes de la clase para sentarse y meditar, enfocarse en la respiración como un modo de profundizar en uno mismo, en conectar con uno mismo, para cultivar la calma y amabilidad que necesitarás durante las clases.

Mientras que la preparación es la clave del éxito en cualquier faceta de la vida, en las clases de Yoga es importante cortar un poco tus expectativas. Verde sugiere “tener un plan y una mente abierta. Crear una clase apropiada para la edad de tus alumnos con una buena mezcla de juegos, respiración y posturas, te ayudará como profesor a sentirte más organizado y confiado. Esto quiere decir que estés preparado para que tirar todo tu plan por la ventana, dependiendo de las necesidades y de la energía de los niños, Podrías encontrar que algo enteramente diferente funciona mucho mejor que tu plan original. No se trata de perfección, sino de práctica, incluso para un profesor”.

BENEFICIOS DEL YOGA EN LOS NIÑOS

  • Desarrollan conocimiento y conciencia corporal.

  • Desarrollan fuerza, equilibrio, coordinación, resistencia y flexibilidad.

  • Mejoran la postura corporal.

  • Incrementan la concentración y la memoria.

  • Potencian su creatividad e imaginación.

  • Aprenden a respirar correctamente.

  • Desarrollan técnicas de relajación liberando estados de ansiedad, tensión y estrés. La práctica de Yoga ayuda a calmar el sistema nervioso.

  • Aumentan su autoestima y autoconocimiento.

  • Aprenden a conectarse con su espiritualidad y a reflexionar sobre determinadas situaciones.

  • Mejoran su metabolismo.

  • Toman conciencia del cuidado de sus propios cuerpos.

  • Comprenden lo fundamentales que son el respeto, la tolerancia, la no violencia hacia ellos y hacia todos los seres que habitan el planeta.

ELEMENTOS CLAVES PARA LA SECUENCIA DE YOGA

Meditación: comenzar siempre la práctica con una pequeña meditación, de esta forma preparamos la mente y el cuerpo para la clase de Yoga. La desconexión y la conexión con uno mismo, son claves para la concentración de los niños.

Respiración: desde el comienzo de la práctica de Yoga se pone énfasis en la respiración. Es importante recordar a los niños que respiren sólo por la nariz (inhalación y exhalación), y que traten de coordinar el movimiento con la respiración.

Posturas: las posturas deben ser realizadas “paso a paso”, para que ellos aprendan cómo se llega a las Asanas y luego a desarmarlas. Para los niños que hacen Yoga no es tan importante exigirles la alineación correcta de la postura, sino que disfruten haciéndolo; es mejor no mantener la Asana por mucho tiempo para no cansarles, con sólo un par de respiraciones es suficiente.

Relajación: después de haber terminado la secuencia de Yoga, es vital realizar una relajación, pues con ella además se crea en los niños la costumbre y necesidad de relajar su cuerpo y mente.

Y no olvidemos lo más importante. Las clases deben ser amenas y divertidas. Si el niño disfruta, el Yoga permanecerá para siempre en su rutina.

20170324 gonzevagonz23596 id123969 Yoga para Niños - Yoga para Niños: Estrategias y Beneficios - hermandadblanca.org

AUTORA: Eva Villa, redactora y traductora en la gran familia hermandadblanca.org

MÁS INFORMACIÓN en los manuales: “I am Yoga” de Susan Verde y “Yoga para niños” de Macarena Kojakovic.

 

Terapia Familiar, Adultos, Infancia y Adolescentes (Pedagogía Sistémica y Constelaciones Familiares)

LA LUZ DEL ALMA

“La Metodología CAMP (o) para conocer los campos familiares, ubicarnos, deshacer nudos, fortalecernos y disfrutar de la vida”

La Metodología C.A.M.P (o) ®, que es una creación propia de aplicación de las Constelaciones en tratamiento individual, parejas o familias, niños, adolescentes, con el uso de diferentes técnicas y objetos (tablero de campos emocionales, genograma, muñecos, dibujos, visualizaciones y otras técnicas complementarias corporales, energéticas y cognitivas emocionales ).

 

Problemas con niños y adolescentes. Procedimiento terapéutico

Los problemas con niños y adolescentes se trabajan en un principio con los padres; madre y padre si es posible, la primera visita se hace un estudio de los mapas familiares y dónde pueden estar los asuntos que pueden estar afectando la vida propia o la de los hijos, se hace una constelación de la situación para iniciar un proceso de sanación de las heridas familiares y de transformación emocional del inconsciente familiar y personal.

 

Los padres se llevan una información ordenada y una nueva mirada con soluciones que han descubierto y que han de poner en práctica. En cada caso se diseña como ha de ser el plan de actuación, si seguimos trabajando con el padre, la madre o el hijo/a. También se puede actuar en otros ámbitos, escuela, etc. En algunos casos se recomienda hacer constelaciones de grupo para completar el trabajo. Es un tratamiento breve de dos o tres sesiones espaciadas en el tiempo (un mes más o menos).

 

En Temáticas de Pareja. Procedimiento Terapéutico

En temática de pareja si es posible se hace una primera sesión con ambos, después se pondera cómo continuar el tratamiento juntos o por separado, dependiendo de cada caso. Con frecuencia en la pareja emergen  temas personales que cada integrante lleva en su mochila,  y para poder resolver los asuntos de pareja, cada uno ha de poder mirar dónde están sus propios nudos que no le dejan estar suficientemente disponible para la pareja. En el caso que uno de ellos no quiera o no vea la necesidad, se empieza por la persona más consciente y que tiene más clara la necesidad de ayuda.

 

En cualquier otra temática. Procedimiento terapéutico

En cualquier otra temática se realiza un abordaje individual, donde primero se hace un estudio del genograma familiar y sus influencias en la vida actual de la persona, tanto a nivel de mirar sus fortalezas como sus debilidades o nudos. Después se hace el tratamiento con Constelaciones Familiares u otras terapias de desbloqueo emocional o energético.

 

Más información en:

r.delbarco@hotmail.com

ó

 elamordetualma@gmail.com